¿De dónde viene la luna de miel?

Es curioso que el concepto de luna de miel esté tan asentado tanto en España como en otros países del mundo. Un concepto que nos lleva a recordar o imaginar un momento muy feliz y placentero de nuestra vida.

El concepto de luna de miel se repite en muchos idiomas; honey moon en inglés, lune de miel en francés, lua de mel en portugués, luna di miele en italiano, Honigmond en alemán,  Медовый месяц en ruso, shahr el ‘assal en árabe… en estos y otros muchos idiomas, por lo tanto, nos encontramos el mismo término.

Índice del artículo:

  1. Origen del término
  2. Algunas ideas para la luna de miel

Resumen: El término de luna de miel es un termino usado en gran mayoría de las lenguas en el mundo. Un término que tiene algo que ver con la miel. Asimismo, en nuestra tienda de Las Rozas tiene una fantástica selección de regalos e ideas para preparar su luna de miel

Otros artículos de interés: Cosmética de Castillo de Peñalver.

1. Origen del término

Según los británicos, ellos fueros los que crearon este término de «honey moon» y lo demuestran con una primera referencia literaria que procede del Abecedarium Anglico Latinum de Richard Huloet (1552). A partir de aquí, y según ellos, el resto de las lenguas se dedicaron a traducirlo de forma literal.  

Nuestra Real Academía de la Lengua Española describe la luna de miel como «la temporada de intimidad conyugal inmediatamente posterior al matrimonio”. Aunque, lo relacionemos mejor como el viaje que hacen los recién casados. 

Si nos vamos a la etimología de las palabras, luna de miel, descubrimos que esta locución tiene muchos orígenes. Todos ellos coinciden en que la palabra luna designa el primer mes, con referencia al mes lunar, después de celebrarse la boda.

Entre las referencias más antiguas de este término, tenemos:

  • Entre las referencias más antiguas, tenemos a la época de Babilonia. En esta época el padre de la novia regalaba al novio cerveza de miel para que la consumiesen después de casados.
  • Posteriormente nos podemos ir a la época egipcia, en el que los faraones tenían la costumbre de tomar miel y proóleo durante 28 después de celebrar la boda, con el fin de aumentar la felicidad de los recién casados.
  • Otro de los posibles orígenes nos lo encontramos en la época del imperio romano. En esta época, la madre de la novia regalaba a los novios una vasija de le che con miel, la cual la dejaba en la alcoba de los novios. Esta era la manera de mostrar un aprecio a los recién casados.
  • Otra de las referencias a este término nos lo encontramos en el siglo XVI, donde se creía que beber hidromiel después de casarse, aumentaba la fertilidad de los recién casados.
  • Otra locución nos la encontramos en un proberbio árave » en el matrimonio la primera luna es de miel y las siguientes son de hiel”

Lo que yo saco de conclusión, es que la miel, un alimento muy dulce, encaja muy bien con ese inicio y dulce de una pareja de recién casados.

Miel de mil flores de Valderomero

Foto 1: Bote de miel de mil flores de la Alcarria

2. Algunas ideas para la luna de miel

Para celebrar la luna de miel u otro momento romántico de pareja, nosotros tenemos a disposición fantástica cestas de regalos, que incluyen cremas, aceites y otros productos con los que puede disfrutar con su pareja.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *