La miel de Zarzamora, es un producto natural elaborado por las abejas a partir de las flores de la Zarzamora, «rubus fruticosus» en su nombre científico. Asimismo, la Zarzamora es un arbusto con ramas espinosas perteneciente a la familia de las rosáceas y que puede llegar hasta los dos metros de altura. Esta crece en las zonas abundantes en agua, en las orilla de los ríos, montes bajos y zonas boscosas.

La Zarzamora nos la encontramos en los cinco continentes. Florece durante la primavera y principios de verano, por lo que la miel es producida a principios y mediados de verano.

1. Nuestra miel de Zarzamora

La miel cruda de Zarzamora siempre va acompañada de fuentes de mielatos procedentes de árboles del bosque; brezos, castaños, encinas, robles, etc.

La miel de Zarzamora, una miel muy aromática posee un color ámbar oscuro con matices verdes oliva. Su aroma es dulce con notas afrutadas muy marcadas que nos llegan al retronasal

Vídeo: Flores de la zarzamora

2. Beneficios y propiedades

La miel de Zarzamora posee las propiedades típicas de una miel; antiséptica, bactericida y cicatrizantes, debido a su bajo contenido en agua y enzimas perosidaxas, que producen peróxidos de hidrógeno, un compuesto muy desinfectante.

Componentes específicos que contiene el néctar de la Zarzamora, aportan a dicha miel propiedades astrigentes y favorecen la digestión.

Otra de las características de esta miel, es su gran contenido en antioxidantes, los cuales nos van a retrasar el envejecimiento de nuestro cuerpo y evitará el desarrollo de enfermedades degenerativas.

3. Recomendaciones

La miel de Zarzamora es una miel dulce y aromática, ideal para los desayunos y como edulcorante sustitutivo al azúcar.

Grandes cocineros emplean dicha miel para dar un toque especial a los helados y bizcochos y magdalenas.

4. Cristalización 

La miel cruda de Zarzamora cristaliza lentamente, por lo que normalmente nos la encontraremos líquida.

5. Procedencia 

Nuestra miel cruda de Zarzamora la traemos de un apicultor situado en Valencia.