Los primeros métodos de extracción del aceite

metodos antiguos de extracción del aceite de oliva

Los primeros métodos de extracción del aceite de oliva virgen extra eran muy rudimentarios. Estos primerizos métodos nada tenían que ver con los rápidos, limpios y excelentes que se emplean en la actualidad. Los métodos del pasado eran varios, hasta que se fueron mejorando y llegamos a los actuales. Algunos de ellos, os los vamos a contar ahora.

Índice:

  1. Pisar las aceitunas y la torsión en un saco
  2. Aplastamiento mediante rodillo de piedra
  3. Trituración con mortero

Resumen: Los primeros métodos de obtención del aceite de oliva, son método muy rudimentarios y poco limpios. El concepto es el mismo de siempre, pero los utensilios es lo que se diferencia de cada unos de ellos y mostramos a continuación. Asimismo, en nuestra tienda de Las Rozas de Madrid tiene a su disposición las mejores marcas de aceite de oliva virgen extra, tales como Castillo de Canena y Oro de Bailen.

Artículos relacionados: Características importantes del aceite de oliva. ¿Dónde comprar aceite de oliva virgen extra?

1. Pisar las aceitunas y la torsión en un saco

El método antiguo de pisar la uva para hacer el vino en la época del antiguo Egipto, también era usado en la elaboración del aceite de oliva. El método usado consistía en colocar en un recipiente o vasija un saco, preferiblemente de textil. Sobre este saco, se depositaban las aceitunas, normalmente ya maduras para mayor facilidad de extracción del aceite. Posteriormente se pisaban o aplastaban como pudieran, con los pies o objetos duros.

Una vez que las aceitunas estaban bien aplastadas, se envolvía toda la masa de la aceituna machacada con el saco. Tras estar bien empaquetada la aceituna dentro del saco, este se retorcía con el fin de estrujar la masa y que saliese el aceite. Asimismo, para retorcer el saco con mayor fuerza se usaban palos, para hacer efecto palanca. En el momento de estrujar el saco, este se colocaba debajo de un recipiente que recogiese el aceite. Finalmente, se almacenaba en una ánfora.

Con el fin de optimizar este método, a la masa de aceituna machacada se le echaba agua caliente. esto ayudaba a que saliese con mayor facilidad el aceite de esta masa.

2. Aplastamiento mediante rodillo de piedra

En la época de la antigua Grecia, los griegos colocaban las aceitunas sobre una mesa de piedra y con un rodillo del mismo material iban aplastando las aceitunas. Una vez machacadas, las colocaban también en un saco de lana u otra material textil para estrujarlo y que de allí saliese el aceite de oliva. Para sacar todo el aceite y que no quedase nada, metían la tela y los instrumentos en recipientes con agua. El aceite al pesar menos, subía, y consecuentemente, podían aprovechar también este aceite.

3. Trituración con mortero

Este otro método usado en la antigüedad, consistía en machacar manualmente las aceitunas en un mortero. Una vez que se habían machacado bastante, se echaba agua caliente y se seguía machacando, con el fin de que el aceite subiese por su menor densidad. Finalmente, se dejaba reposar y se retiraba el aceite de la parte superior.

En resumen, podemos ver los inicios de la molturación del aceite. El concepto es el mismo, la trituración de la aceituna y la separación del aceite al resto de los componentes de la aceituna.

Fuente:

Blog del Centro del Olivar y el aceite

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *